5/22/2006

Esta mañana no soy persona :_

¡Por Lummen, no soy persona!

Son algo así como las 9 y 26 de la mañana (hora a la que empiezo a escribir esto, aunque no sé a qué hora lo acabaré, pero bueno) y puedo jurar y perjurar que hoy no soy persona. Llevo encima un cortado (ahora iré a buscar otro, el segundo de una larga tanda de ingestiones de cafeína en lo que se prevé va a ser un día muuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuy muy muy largo v_v’), un zumo de naranja y tres bizcochitos de frambuesa.

Qué sueño tengo, hoy me voy a dormir tempranísimo. Es más: estoy pensando ir al hotel a pegarme una siesta a mediodía, y creo que va a ser la mejor solución posible, y a la noche dormir temprano. Hoy no veo CSI :/

Bueno, un fin de semana movidito como el anterior, pero quizás más tranquilo que el que viene, que también promete bastante.

El viernes llegué a casa por la tarde y dejé la bolsa, para variar. Suerte que me mantengo en mi línea de dejar el piso ordenado cada vez que me voy, porque si no, llegar y verlo patas arriba me provocaría un ataque de estrés.

Por la tarde había quedado con Grunttt un rato, pero me llamó Dani (un amigo), para dar una vuelta, que no ir al cine porque estaba cansado. Así que hice mi agenda completa: paseo de tarde, intento de cine de noche, noche de chatting y madrugada de WoW (con un taxi de vuelta a casa porque ya no podía con mi alma).

Pues sí, pues sí… Fui por la tarde a ver como estaban mis dos niños, y están tan guapos y peludos como siempre *^-^*. Saludé a mis padres y mi hermano y ya me fui de camino a Plaza Cataluña que habíamos quedado para variar en Fnac.

Cuando llegué, Dani no había llegado aun, y al rato apareció mientras yo estaba hablando por móvil… Y no pude evitarlo… Como aun no me había detectado, y estaba de espaldas a mí, le llamé. “¡Tss! ¡Tsssssssssssss!” Y va y se gira… Y no pude evitar decirle: “¡Creído!”

Lo sé, lo sé, muy infantil por mi parte, hacía años que no lo decía ^^

Dani se había ido a Granada a pasar unos días, dice que es una ciudad muy bonita. Yo quería ir a comprar una tetera, pero él me ha traído una de regalo ^^, muy bonita ^^. Aun así iré a comprar no sé… Otra tetera más xD

A eso de las ocho y media nos despedimos y yo me fui al caber a jugar un rato, a comprobar mi correo y otras bicherías varias.

Hace cosa de un mes, estuve de visita en la web de Dabel Brothers (http://http://www.dabelbrothers.com/), una editorial que hace adaptaciones al comic de libros de fantasía y ciencia ficción (un deleite visual inmejorable), buscando información sobre la adaptación de New Spring (prefacio a La Rueda del Tiempo), y Wyrms (de Orson Scott Card). Estuve leyendo sus noticias, y comentaban que se están haciendo con los derechos para adaptar unas cuantas joyas literarias más. Les dejé un post comentando lo mucho que me gusta su trabajo y preguntando por sus próximas novedades.

Hace dos semanas recibí un mail derivado de ese post de una persona muy simpática con la que me escribo igual 6 veces de media al día (y me lo paso genial). Es curioso las vueltas que da la vida, porque somos conocidos de conocidos.

Dediqué parte del viernes noche a mirar el hilo de mails y poco más.

Intentamos ir a ver El Código Da Vinci, habíamos reservado entradas en El Bosque, pero resultó que a las doce y media de la noche había una cola que daba la vuelta y no era sesión numerada. Desistimos del plan original y volvimos al caber. Esta semana a ver si hay mejor suerte con X Men III. Ya iremos a ver el Código.

A las tres de la mañana me encontré a Sirio en WoW y estuvimos de paseo, es mucho más divertido jugar con alguien, y a las cinco ya no era persona y me fui en taxi a casa.

El sábado… A ver que haga memoria… Creo que necesito el tercer cortado de la mañana… ¬_¬

Dios, está siendo un día MUY espeso. Aun no sé como coordino.

Voy por mi cortado.

El sábado fue bastante normalicucho. Una mañana de poner lavadoras, hacer las compras, hacer la comida… Por la tarde me fui con Grunttt de paseo y acabamos en Gigamesh, donde adquirí “Never Alter” de Rebecca Lickiss (http://www.greenmanreview.com/never.after.html ). Me llamó mucho la atención la portada y el subtítulo “Not just another frogg-meets-girl story”, y me lo compré. Me lo he traído de lectura estratégica para Madrid.

He dejado el Feast for Crows en casa porque empieza a notar el trasiego del viaje, y no quiero acabar con el libro despanzurrado.

Decididamente tengo que hacer algo con el diseño de este blog… Es muy rudimentario… ¬_¬’

Había pensado pasar una tarde noche de panching, pero al final vinieron unas amigas a casa, Montse y Mónica y nos quedamos en casa cenando y charlando. Estábamos recordando viejos tiempos, me lo pasé muy bien. Me gusta la idea de poder hablar con ellas aunque haga como diez años que no nos vemos las tres con asiduidad. Hemos decidido ponerle remedio a esta cuestión.

Por la noche nos fuimos Mónica y yo a Luz de Gas (en serio, no sé qué problema hay en mi vida que siempre acabo allí o en Plaza Real), pero el DJ debía tener un buen día porque pinchó música decente. Bailé como una condenada.

Yo creo que lo mejor del fin de semana fue, de lejos la noche del sábado y el domingo…

Salimos por Santaló antes de ir a Luz de Gas, y acabamos en un Pub más o menos decente, donde nos encontramos con dos amigos de Mónica. En una de esas tuvieron la poca vergüenza de preguntarme si me gustaba el acompañante de su amigo.

La respuesta fue radicalmente que no… Claro, como me lo preguntaron a bocajarro pues respondí en la misma línea. Es que básicamente no era mi tipo de físico, y era bastante más mayor que la gente con la que suelo acabar.

Sí, lo sé, tengo un problema: soy una infanticida. ¿Y qué?

Si un hombre está con una mujer más joven, no pasa nada. Si es la mujer… Pues tampoco. Normalmente me gustan los chicos más jóvenes que yo. La gente más mayor la suelo encontrar más gris y apagada. Es cierto que son más centrados y todo lo que tú quieras, pero yo sigo esperando encontrar un joven “lolito” que sea “irresponsablemente responsable” como diría Gruntt xD

En fin… Que no, que nada. No son mi tipo de personas. Además no hay más que verles vestidos cuando salen… Casi todos parecen clones con su Ralph Lauren… Si aun fueran gente estilo Desigual, Diesel o G-Star Raw, tendrían perdón.

Nah, no son mi tipo.

Pero bueno ahí estaba yo, aguantando el tipito entre los veteranos. En esas que se acaba la música bailable y vuelven a la música española y me dice Mónica:

-¿Estás bien? ¿Te gusta?”
- Sí, sí, no pasa nada, yo me adapto a todo… Como los condones, a cualquier tamaño.

Tras lo cual ella empezó a morirse de la risa. En fin… Eso son cosas que le haces de comentario a una amiga… Pero su amigo (del cual no recuerdo el nombre, a ver si me viene más tarde) le preguntó de qué se reía, claro se vio en la obligación de explicárselo. Y ya tuvimos un “efecto dominó” porque se puso a reír, y el otro también preguntó. Y esta vez ya se lo expliqué yo.

Al rato, continuando con la coñita de los condones que parece que caló hondo, me intentaron hacer un chiste al respecto. Acabamos hablando del tamaño medio del pene masculino (español), que resulta estar según estadísticas en 13’5 cm.

Como dato anecdótico, explicar que Durex hizo un estudio de mercado antes de lanzar sus productos, y como tamaño estándar estableció los 17 cm (medida que se suponía sirve a la mayoría de la población). Curiosamente la mayoría de varones insiste en tener un largo comprendido entre los 18 y 20 centímetros. No deben usar Durex, entiendo (gracias Grunttt por la información al repecto). No voy a hacer más comentarios al respecto, porque no voy a entrar en polémicas sobre los tamaños.

Aunque esto me recuerda una anécdota de la F1.

Esto originó un intento de chiste que creo que era tal que así: “¿Alguna vez has visto el código de barras de un preservativo?” Y la verdad, es que nunca me he aburrido lo bastante como para fijarme en el detalle, pero que si alguna vez se presenta la ocasión, y no tengo nada más interesante que hacer, me pondré a ello.

Me dijo el chico entonces que eso era un chiste masculino, utilizado para meterse unos con otros, porque cuenta la leyenda urbana que el código de barras está en la última vuelta, y que por lo tanto, como no lo has visto nunca, debes tener un pene pequeño. En fin, cosas de hombres. Tomo nota mental del chiste para futuras ocasiones.

Siguió algún comentario más al que yo respondí que era una grosería. Más bien utilicé el término “soez”, lo cual ocasionó un silencio admirativo ante mi utilización de palabras que se pueden considerar arcaicas hoy en día. Él utilizó después el término “veodo” para referirse a estar ebrio (término que yo no conocía, más que nada porque nunca me he visto en la necesidad de encontrar una palabra cortés para describir el estado de “completamente borracho y muerto para el mundo”. Tomo nota para futuras ocasiones de esto también.

La verdad es que me lo pasé muy bien, y me reí bastante ^^

**** Anécdota F1

Resulta que en una de esas de la carrera, perdí de vista a Alonso, y me dijo Gruntt que estaba en boxes. Y yo replique “Ah, pues estuvo poco, ¿no?”. A lo que me dijo “No, ha sido una parada larga, ocho segundos. Una parada corta son cinco segundos”

Mi cara debió ser algo tal que así O_o??????

Espero que los corredores de F1 no tengan esa percepción de tiempo largo y breve en todos los aspectos de su vida, porque 8 segundos, considerarse un período de tiempo largo, puede ser bastante paupérrimo ¬_¬’

**** Vuelta al blog

Bailé tanto, tanto, tanto, que hoy me duelen las caderas un horror y tengo las piernas “blandiblub”, pero el fin de semana que viene repetimos… Y esta vez en Desigual =)_ I just can’t wait ^^

Acabamos los tres bailando arriba del todo de las escaleras de Luz *^-^* Genial. Próxima parada, Ibiza y algún podium ^^ a ver si Grunttt me adopta en el viaje familiar ^^

Me fui a dormir temprano, porque habíamos quedado al final con Jon para ir al mercado, después de no sé cuantos intentos, pero al salir de Luz lo único que iba diciendo yo era: “¡Vámonos de alter! ¡Vámonos de alter!”. Y me dice Mónica: “Mira que cogemos el coche y nos vamos, ¿eh?”

Me hubiera ido, la verdad… Pero había quedado a las once y media de la mañana xD Y no iba a despertarme.

Me llevaron a casa con su amigo y estuvimos charlando un rato porque me dio el típico bajón de madrugada. Y me quedé impresionada, porque (jolín que no me sale el nombre del amigo de Mónica) el chico estuvo dándome ánimos y me dijo algo que me dio que pensar.

Me dijo que si creía que era yo la única persona que cuando llega a casa se siente sola y desamparada. Yo, sinceramente, pensaba que los hombres no pensaban en eso. Y me dijo que mucha gente se siente así… Y me iluminó con algunas verdades más. Me agrada pensar que hay hombres que piensan todavía (y con algunos cubatas encima, que tiene mérito la cosa xD).

Me sorprendió gratamente, parece buen tipo.

Necesito el cuarto cortado de la mañana...

So...

El domingo, quedamos más tarde con Jon, lo que era de esperar.

Desde aquí confieso que me desperté cuando me llegó su sms diciendo que llegaba tarde xD Porque no me sonó el despertador :_) Jias jias… :_) Así que pedí una prórroga de 30 minutos para que me diera tiempo a ducharme.

Angelito de mí, pensaba que al llegar a casa después de fiesta iba a limpiar la cocina de la cena de la noche anterior y a ducharme… Pues no, pues no, lo hice todo al despertarme.

Como no nos habíamos visto nunca, nos llevamos el Feast for Crows de contraseña xD. Muy divertido y más original que la margarita en la boca (bueno en estos tiempos en los que no se estilan las flores, la margarita en la boca sigue teniendo su encanto). Por si acaso había una avalancha de gente leyendo el Feast, cosa poco probable, me puse una camiseta amarillo fosforito como más señas xD.

Fue una mañana muy entretenida.

Conseguí adquirir el libro Elantris, de Brandon Sanderson (http://brint.br.funpic.org/ficha.php?ISBN=84-666-2423-6) al módico precio de 10 euros tras un breve regateo pasivo (dícese de contemplar el libro con indecisión “me-lo-llevo-no-me-lo-llevo”, tras lo que el tendero rebajó el precio en dos euros adicionales).

Estoy encantada con la compra, porque a veces me da pánico llevarme un libro pagando un precio “excesivo” por él y que después sea un fiasco. A ver qué tal.

También me llevé los tomos finales de Karekano y Maison Ikkoku. Un hartón de llorar al leer Maison en casa. No estaba yo en el mejor estado anímico para leerlo.

Después de comprar nos fuimos a tomar un café (compensación post traumática por espera matutina en un banco bajo el sol con riesgo grave de insolación y posteriores daños cerebrales por fritura neuronal). Me lo pasé muy bien, charlando y creo que nos reímos bastante, a pesar que las únicas veces que pudo hablar más Jon fue mientras yo tomaba el cortado (porque estaba callada xD).

En la cafetería me encontré a dos viejos amigos del instituto. Quedé muy mal con uno de ellos porque no recordaba su nombre :_).

Recopilé sus teléfonos para una posible cena o algo así de antiguos alumnos. Estaría bien volver a vernos todos, diez años más tarde =)

A eso de las tres nos levantamos de la cafetería y nos fuimos, yo para visitar a mis padres y comer con ellos (ya que insistieron). Tras lo cual volví a mi gati-cueva, para limpiar, ordenar y hacer mi mochila.

A esas horas de la tarde ya no era persona en absoluto, era una especie de zombie que solo pensaba en dormir, y llegar rápido al hotel para tal fin.

Una vez más, insisto, la Ley de Murphy existe. Había retrasos en el Prat y en Barajas. Llegué una hora más tarde de lo previsto a Madrid.

Afortunadamente pude coger un asiento con ventana. Tras guardar mis pertenencias en el compartimiento, salvo un trozo de bizcocho, unos tomatitos cherry, mi lata de cocacola y la lectura del viaje, me puse a degustar el bizcocho tan feliz.

Mientras echaba el primer mordisco escuché un “Buen provecho” a lo que dije “Faffiaff” (gracias), a la persona sentada a mi lado.

Me pasé el vuelo dormitando, con una posición imposible del cuello, y me desperté para el aterrizaje básicamente. Me puse a hablar con el desconocido para pedirle la hora, y entablamos conversación sobre lo típico: de dónde eres, viaje de trabajo, a qué te dedicas, por qué zona vives… Hasta que resultó que vive en frente de mi hotel y amablemente (sin ningún tipo de inducción, como haber dicho yo: “que trastada tener que coger el metro ahora con lo cansada que estoy”), dijo que si quería podía ir con él a Plaza Castilla.

Como me supo terriblemente mal decir que no, claro, tuve que decir que sí a tan caballerosa propuesta xD.

Y sin más percances llegué al hotel donde tras desempacar toda la bolsa, meter la ropa en el armario en sus respectivas perchas, dejar los potingues del baño en su sitio y localizar el almohadón extra, pude dormirme.

Conste que hoy me voy a intentar dormir prontito porque si no va a ser una semana MUY larga :_

Peeeeeeeeeeeeeeeeero… Me lo pasé en grande el fin de semana ^^ Y conocí mucha gente interesante ^^

(Hora de finalización del post, 14:41)

4 comentarios:

Jon Nieve dijo...

Yo tampoco soy persona.. ¬¬
que sueño.

Estuvo bien el Domingo XD lástima que sólo te pidieses un café, que sólo pude meter baza en los tres sorbos que tardaste en beberte el cortado :_

Y, por cierto.. ¿te despertarte cuándo yo te dije que llegaba tarde? XD ahora me sabe menos mal haber retrasado "un poco" XD

Ysondra dijo...

Jias jias xD

Son confesiones off-line xD Tu haz como que no lo has leido xD :_)

Es que no me sonó el ´móvil no sé por qué xD :_

Otro día me pido más cafés. Hoy ya llevo cinco, creo :_ Voy a salir de la oficina directa al hotel y a noni.

Si algún día necesitas que te custodien los libros, me lo dices, ¿eh? *^-^*

Pryrios dijo...

¿Y de donde sacas tanta energía para hacer todas esas cosas? Oo

--
Pryrios, el joven viejo

Ysondra dijo...

Jajajajaja!

Pues aun no lo tengo muy claro, pero a veces salen.

Esta semana ando escasa de energía y de tiempo para escribir, pero prometo redimirme en breve =)

En cuanto me vuelva a Barcelona, me instalo una fuente de la eterna juventud en el balcón, para los momentos de cansancio :P

Un saludo =)